GRIFO CON SENSOR: PREVENCIÓN DE
INFECCIONES GRACIAS A UN LAVADO HIGIÉNICO DE MANOS

En el caso de los grifos convencionales, es necesario tocar la superficie con las manos antes de lavárselas, dejando adheridos en la misma: gérmenes, bacterias y virus que estén en la piel. Por este motivo, los grifos electrónicos con sensor de infrarrojos son una buena alternativa para garantizar que el lavado de manos sea más higiénico, sobre todo en los hogares en los que convivan varias personas. Gracias al sensor de infrarrojos, no es necesario tocar los grifos, evitando así la posible transmisión de gérmenes y otros agentes patógenos y promoviendo la prevención de enfermedades.

LAVADO HIGIÉNICO DE MANOS CON UN GRIFO CON SENSOR DE INFRARROJOS

Los grifos GROHE con sensor de infrarrojos incorporado ofrecen una forma completamente nueva de lavarse las manos. El sensor detecta el momento en el que las manos se acercan al grifo, abriéndolo automáticamente. Si deja de detectar movimiento, transcurrido un determinado tiempo se corta el flujo de agua de forma automática.

Los grifos electrónicos de GROHE no solo son muy fáciles de usar, sino también muy higiénicos. Al usar el grifo con las manos sucias, puedes dejar gérmenes en este, que luego se adhieran a las manos de otra persona. Sin embargo, gracias a un funcionamiento sin necesidad de contacto, esto se puede evitar.

DISEÑO SEGURO E HIGIENE EN EL LAVADO

En el diseño también se ha tenido en cuenta el hecho de mantener la mejor higiene posible. Se ha mejorado el chorro de agua de los grifos con sensor, para que el agua fría y la caliente se mezclen a la perfección. Al mismo tiempo, se han reducido al mínimo los espacios sin usar, lo que disminuye el riesgo de que proliferen bacterias, como la legionela.

Los grifos con sensor están equipados con funciones adicionales que aseguran una mayor higiene. Estos incluyen, por ejemplo, la descarga automática para evitar que se acumule agua estancada. También, se puede configurar la desinfección térmica y el modo de limpieza, con el que se desactiva el sensor de forma temporal. Pero no son estas las únicas ventajas de un grifo con sensor: al reducirse el contacto directo con la superficie, no se ensucia tan rápidamente.

UN FUNCIONAMIENTO CÓMODO

Los grifos electrónicos de GROHE no solo ofrecen un uso higiénico, sino también un uso fácil. La temperatura del agua se puede configurar con antelación fácilmente, para que tan pronto como el sensor se active, el agua salga a la temperatura que se haya elegido.

El sensor de GROHE cuenta también con una alta precisión. Reconoce el movimiento de las manos y activa inmediatamente el chorro de agua. Además, el sensor de infrarrojos reconoce con gran eficacia el momento en el que las manos se separan del grifo, cerrando el chorro de agua de forma automática.

FÁCIL DE MONTAR Y CONFIGURAR

El montaje del grifo con sensor no requiere tener conocimientos previos. Con un telemando opcional o, en determinados modelos, con una aplicación para tabletas y teléfonos, se puede cambiar la configuración de la sensibilidad del sensor y del tiempo que transcurre hasta que se cierra el chorro de agua. Además, la temperatura del agua se puede regular manualmente con una pequeña palanca en el lateral del grifo.

En los modelos que funcionan con batería, los costes de mantenimiento son reducidos. Las baterías tienen una vida útil larga: con 150 operaciones por día pueden estar activas en torno a 7 años.

INNOVACIÓN Y CALIDAD: GRIFOS ELECTRÓNICOS DE GROHE

GROHE ofrece grifos con sensor en varios diseños, que se adaptan a cualquier estilo de baño. Son especialmente atractivos por su exquisito y moderno diseño, capaz de combinar a la perfección con todo el conjunto del cuarto de baño. Los grifos con sensor de infrarrojos forman parte de las colecciones de GROHE Bau, Eurosmart, Essence o Cube, lo que facilita que se pueda decorar el resto del baño siguiendo el mismo estilo.

Por supuesto, también los grifos con sensor de GROHE, fabricados en Alemania, son una demostración de innovación y calidad. Todos los grifos electrónicos cuentan con una larga vida útil y un buen funcionamiento con el uso continuado. Además, GROHE ofrece una garantía de 5 años.

nuestros productos

Bau Cosmopolitan E
Mezclador de lavabo electrónico 1/2\'\' Tamaño M con mezclador y limitador ajustable de temperatura
36451000
Eurosmart Cosmopolitan E
Mezclador de lavabo electrónico 1/2" Tamaño M
con mezclador y limitador ajustable de temperatura
36327001
Eurosmart Cosmopolitan E
Mezclador de lavabo electrónico 1/2"
Tamaño L
con mezclador y limitador ajustable de temperatura
36422000
Euroeco Cosmopolitan E
Grifo de lavabo
Infrarrojo electrónico
36271000
Essence E
Mezclador de lavabo electrónico 1/2" Tamaño M
con mezclador y limitador ajustable de temperatura
36445000
Eurocube E
Mezclador de lavabo electrónico 1/2" Tamaño M
con mezclador y limitador ajustable de temperatura
36441000